Estrategia push y estrategia pull | ¿Cuál funciona mejor hoy en día?

¿Conoces la diferencia entre la estrategia push y pull? Si te has planteado iniciar una estrategia para la venta online tendrás que hacer un estudio previo y planificarlo todo a la perfección. Existen distintos tipos de estrategias en el marketing digital, ¿cual me conviene seguir? La decisión depende de varios factores, por ejemplo algunos de estos:

  • El posicionamiento de la marca en los buscadores
  • El grado de desarrollo de la imagen de marca
  • El área de mercado en el que se opera
  • Las posibilidades económicas de la empresa

Dos de las estrategias más utilizas de venta son las llamadas Push (de empuje) y Pull (de atracción).  La dicotomía Push Pull platea dos opciones opuestas. El push trabaja creando en los usuarios una necesidad que debe ser satisfecha y a partir de ahí se ofrece una propuesta para que el cliente pueda cubrirla. El planteamiento pull parte de la creación de un producto o servicio ideal con el que se pueda atraer a determinados usuarios. Pero vamos a explicarlo con más detalle.

Estrategia Pull

Este tipo de estrategia esta siendo muy utilizada en estos últimos años. Consiste básicamente en trabajar en el refuerzo de la imagen de marca para lograr que sea más potente de cara al público. De esta forma, no se hace necesario crear una estrategia Push para obtener ventas ya que son los propios usuarios los que se acercan a la marca atraídos por lo que les estamos ofreciendo. La imagen de marca y su prestigio se convierte en un reclamo en si mismo ya que consigue generar sentimientos de atracción en los clientes. Gracias a la estrategia Pull, podemos conseguir que la demanda de nuestros productos supere a la oferta.

El principal objetivo de la estrategia pull es que el consumidor sea quien pida los productos. Suena ideal, sin embargo para llegar a este punto, hay que realizar un importante trabajo previo. Una de las claves es ofrecer un producto o servicio original y diferente, que consiga marcar la diferencia y que sea interesante para un público objetivo. Hay que tener en cuenta que estamos compitiendo en un sector de mercado, por lo que es importante que nuestro producto no sea similar a otros ya existentes. En el debate sobre si utilizar una estrategia push o una pull, lo que recomiendan los expertos es aplicar el planteamiento de venta Pull una vez que ya tenemos una serie de clientes leales y fieles a nuestra marca.

Estrategia push y estrategia pull 1

Estrategia Push

La otra cara de la moneda es la estrategia Push  o estrategia de empuje. Se llama así porque se plantea de forma que la empresa empuja al mercado. Es decir, se busca a los potenciales clientes, para despertar el interés. Requiere bastante esfuerzo y trabajo y hay que buscar los distintos modos de abordar al usuario para hacerle llegar nuestra oferta.

La estrategia Push se emplea cuando no hay una demanda suficiente del producto o servicio, o cuando tenemos un exceso de oferta. Si nuestra marca no es todavía demasiado conocida por los usuarios, evidentemente ellos no vendrán a interesarse por lo que ofrecemos. Debemos ser nosotros quienes salgamos a por ellos.  En este caso le toca a la empresa salir a vender procurando impactar y persuadir a los posibles clientes. Este tipo de estrategia va de la mano de una buena comunicación que consiga crear una necesidad y convencer a los usuarios. El planteamiento Push se suele utilizar cuando nuestro producto no se diferencia de otras ofertas del mercado y en este caso, normalmente se compite por precio o por calidad.

Si quieres más información o necesitas una estrategia pull para tu negocio online, contacta con nosotros y te llamamos. Somos tus expertos en marketing de contenidos.

¿Cuál es la mejor estrategia de Marketing de Contenidos?

¿Cuál es la mejor estrategia de Marketing de Contenidos?

En la actualidad, cualquier empresa que se precie debe tener una presencia en Internet. Antes de establecer una relación comercial, casi de inmediato acudimos a los buscadores para generarnos una opinión. Además de la imagen y la experiencia, la estrategia de marketing de contenidos es clave para transmitir confianza y profesionalidad.

Qué es el marketing de contenidos

Antes de decantarnos por una estrategia de marketing de contenidos, debemos conocer qué es este. ¿Lo sabemos? Para aclarar dudas, podemos decir que consiste en la creación, publicación y distribución de textos (posts) cuyo contenido ofrece información relevante.

Este último concepto puede ser relativo, ya que lo que resulta útil para unos, no tiene por qué serlo para otros. Por este motivo, la estrategia de marketing de contenidos debe tener en cuenta la variedad en los contenidos, así como su adecuación al público objetivo al que se dirige.

¿Qué persigue la estrategia de marketing de contenidos?

La estrategia de marketing de contenidos tiene como finalidad la atracción de nuevos clientes. Asimismo, también está orientada a afianzar la relación con los clientes ya existentes. Compartir información de utilidad o que puede resultar interesante o entretenida es una forma de mantenernos en contacto con aquellos. Además, es un recordatorio de nuestra presencia en el caso de necesitar los productos o servicios que se ofrecen.

Para que la estrategia de marketing de contenidos tenga buenos resultados debe estar bien estudiada. ¿Y cuál es la mejor? Será aquella que esté adecuada a nuestras necesidades particulares como empresa, así como a las que pueda tener nuestro público objetivo.

La mejor estrategia de marketing de contenidos buscará ofrecer una ventaja competitiva frente a las demás empresas. Por tanto, no basta con la mera publicación de artículos; la información que se ofrezca debe ser original, amena y de calidad.

estrategia de marketing de contenidos

Puntos a tener en cuenta en la estrategia de marketing de contenidos

Cuando desarrollamos nuestra estrategia de marketing de contenidos hay que tener presentes varios puntos. Estos podrían considerarse las fases en las que podemos dividir todo el proceso. Serían las siguientes: planificación, creación de contenidos, distribución de los mismos y control de resultados.

La planificación

En la planificación de nuestra estrategia de marketing de contenidos debemos concretar qué objetivo perseguimos. Por ejemplo, podemos tener una clientela relativamente fija y queremos afianzar la relación con ella o tal vez busquemos mejorar el posicionamiento de nuestra página en los buscadores para aumentar nuestra visibilidad ante la competencia.

Creación de contenidos

Una vez que sabemos qué busca nuestra estrategia de marketing de contenidos pasaremos a redactar publicaciones que se adecúen a ella. Los artículos deben ser redactados por personal que se dedique profesionalmente a ello.

Distribución del contenido

La distribución de los contenidos hace referencia a las vías que emplearemos para difundir nuestras publicaciones. La propia página web, así como las redes sociales, son las herramientas más utilizadas. También es conveniente buscar alianzas con empresas que ofrezcan servicios complementarios y crear enlaces de unas páginas a otras.

Control de los resultados

Una estrategia de marketing de contenidos no tendrá relevancia si no medimos la consecución de los objetivos fijados. De esta manera, podremos conocer qué nos funciona y realizar correcciones que nos permitan mejorar.

cual-es-la-mejor-estrategia-de-marketing-de-contenidosLa mejor estrategia de marketing de contenidos es aquella que se adapta a las necesidades concretas de una empresa, así como a su público específico. Si te estás planteando desarrollar una para tu negocio, en Contenidos Click nos dedicamos profesionalmente a ello. Contacta con nosotros y te explicaremos lo que podemos hacer por tu negocio.

Diferencias entre Inbound Marketing y Publicidad

inbound marketing

El Inbound Marketing  es una modalidad estratégica que consiste en atraer clientes a través de un buen contenido relevante, útil que que aporte valor a la marca. Esta estrategia logra acercar a los potenciales clientes a tu empresa. Se emplean distintos canales digitales como redes sociales, motores de búsqueda o blogs.

Inbound Marketing y Publicidad

En la publicidad, que es el marketing tradicional, hay que esforzarse por captar la atención de los posibles clientes recurriendo a campañas creativas y sorprendentes. El Inbound Marketing atrae a los usuarios haciéndose cargo de las necesidades de los usuarios y creando contenido adaptado a las mismas.

Nuestra realidad ha cambiado rápidamente en unos pocos años. La población ya no vive ni consume de la misma manera en que lo hacía hace un par de décadas. Sin embargo algunas empresas parece que aún pretenden llegar al público y vender su producto utilizando las mismas técnicas que se empleaban antes de los 2000. En menos de 20 años, la comunicación interpersonal ha cambiado de forma increíble y lo digital se ha convertido en el eje central de nuestras vidas. Así pues, si quieres vender o darte a conocer, tienes que aprovechar la ventajas del Inbound Marketing.

Los principios fundamentales del Inbound Marketing pasan por seguir un proceso de cuatro fases.

Atraer

En el Inboud Marketing se emplean diversas estrategias SEO a través de contenidos que se presentarán al público en distintas plataformas digitales. Se busca conectar con los usuarios ofreciéndoles la información que necesitan en el momento adecuado. La publicidad atrae a través del impacto emocional y requiere de campañas muy creativas que suelen acarrear una fuerte de inversión.

diferencia entre inbound marketing y publicidad

Convertir

La conversión es el segundo paso del proceso. Después de que hayamos conseguido atraer tráfico a nuestra web, hay que transformar estas visitas en oportunidades de venta. Esto se hace iniciando una conversación con los usuarios de la manera que más convenga, según el target. Puede ser a través de formularios, newsletters, redes sociales, reuniones, etc. Nuestra comunicación ha de ser persuasiva pero sutil. Una vez que ya hayamos establecido ese contacto con los usuarios hay que estar a  su disposición, respondiendo a sus inquietudes y ofreciéndoles contenidos de calidad que les aporten información relevante. El marketing tradicional utiliza en este punto varias estrategias de venta que tienden a ejercer presión psicológica como la ilusión de demanda, catalizadores emotivos o sensación de urgencia y escasez.

 

Cerrar

Se trata de realizar una base de datos en la que gestionemos cada registro para poder crear un flujo de contenidos de forma automatizada. De esta forma nos podemos adaptar a las necesidades y tiempos de compra de cada usuario. Necesitamos determinar cual es el momento propicio para convertir a un visitante en un cliente.


Consolidar

Por último, necesitaremos afianzar a todos esos clientes que hemos conseguido. El Inbound Marketing plantea mantenerlos con nosotros a través de contenidos que proporcionen información útil. Además, si nuestros clientes están satisfechos con nuestro servicio, podremos aumentar nuestras ventas gracias a sus recomendaciones. En el marketing tradicional se utilizan ofertas especiales o se puede recurrir a la influencia psicológica de la reputación de la marca.

El Inbound Marketing es la tendencia actual y además de ser una estrategia más efectiva, es mucho menos costosa. Si quieres que elaboremos un plan personalizado para tu sitio web, ponte en contacto con nosotros.

¿Qué son los chatbots y cómo los aplico a mi estrategia?

Qué son los chatbots y cómo los aplico a mi estrategia

Ya en la década de los 80, la ciencia ficción nos presentaba a Madre, el ordenador central que aconsejaba a los pasajeros del Nostromo cómo luchar contra el terrible xenomorfo de la película Alien, el octavo pasajero. Madre era una inteligencia artificial; es decir, un robot. Si los chatbots son robots que hablan ¿cómo se relacionan los chatbots y el marketing de contenidos?

Chatbots ¿qué son?

Los chatbots son unos tipos específicos de bots. Y los bots son sistemas informáticos; es decir software. Programas diseñados para que sean capaces de realizar determinadas tareas por su cuenta. La tecnología es una constante que ha calado tanto en nuestras vidas que no nos damos cuenta de que ya hemos incorporado a ella el uso de muchos de esos bots. Por ejemplo, todos esos programas mediante los que reservamos restaurantes. O esos otros que nos ayudan a organizarnos, como las agendas electrónicas.

Pues bien, los chatbots son software diseñado para conversar. Estos chatbots están diseñados para simular conversaciones. Si el diseño es lo bastante bueno, esas conversaciones serán totalmente creíbles. Es decir, el ser humano creerá que está teniendo una conversación real. Muchos de estos chatbots se incorporan en los servicios de ayuda de las páginas web. En muchas ocasiones, las ventanas de chat de internet no las lleva un ser humano, sino un chatbot.

Chatear con robots

Funciones de los chatbots y el marketing de contenidos

Como decíamos, las funciones principales de los chatbots en la actualidad están relacionadas con la atención al cliente. Esto abre un amplísimo abanico de oportunidades para la acción conjunta de chatbots y marketing de contenidos. Muchos resturantes, por ejemplo el americano Taco Bell, han incorporado un chatbot que puede tomar el pedido al cliente mediante una conversación. Se trata de un tipo de conversación muy sencilla, al menos al principio. Sin embargo, veamos cómo puede desarrollarse hasta formar parte de una estrategia de content marketing.

Estrategia de marketing de contenidos a partir de un chatbot simple

  • En una primera interacción el chatbot pide una identificación. Así ya conoce al usuario. Esto es tan sencillo como presentarse primero y pedir un nombre de usuario después.
  • A partir de ese momento, el chatbot puede ir añadiendo información a la fiche de cliente. Una información que en realidad son datos que la compañía puede analizar a posteriori a gran escala.
  • El chatbot dará opciones de pedido. Primeros platos, segundos, postres, tamaños, salsas, bebidas y sugerencias.
  • Pedido tras pedido, la inteligencia artificial recabará información que podrá utilizar de dos maneras.
    • En primer lugar podrá tratar a cada usuario de manera individualizada. Preguntando por el último pedido, haciendo sugerencias cada vez más precisas y convirtiéndose en un camarero experto. Así, el chatbot y el marketing de cotenidos se convierten en una misma cosa. A través del contenido, que facilita el propio usuario, el chatbot se hace experto. Hacerse experto genera confianza. La confianza genera compromiso y el compromiso aumenta las ventas.
    • En segundo lugar, como el programa habla con miles de clientes, la compañía puede filtrar la información, segmentarla y utilizarla para lanzar ofertas en diferentes lugares y para diferentes públicos.

En este último sentido, el chatbot es un gran complemento para un blog. De hecho, chatbot y marketing de contenidos están condenados a coexistir y entenderse. Una buena página de noticias que remita a un chatbot bien diseñado hará que el tiempo de visita en la web aumente. Esto repercute directamente en el posicionamiento. La visibilidad por tanto aumenta. Esto significa a su vez un impacto en la venta indirecta.

Chatbots, marketing de contenidos y ahorro de costes

Uno de los motivos por los que los chatbots están en auge es el ahorro en costes. Todo lo que suponga una automatización de procesos y servicios supone un ahorro. El software tras el chatbot y el marketing de contenidos ofrecen información bien articulada. El análisis de los datos también se automatiza. Así, la inversión inicial queda rápidamente amortizada.

Qué son los chatbots

¿Quién ha incorporado chatbots y marketing de contenidos a su rutina de trabajo?

Son muchas las grandes empresas tecnológicas que ya han incorporado chatbots y marketing de contenidos a sus estrategias. He aquí algunos ejemplos inspiradores.

Slack

Es un servicio de mensajería que se utiliza en empresas para su comunicación interna. Tareas pendientes o la gestión de los gastos y dietas de viaje dependen de los avisos de los chatbots. Se ha demostrado que esto mejora la productividad de los empleados.

Twitter

Twitter ha incorporado chatbots de responsabilidad corporativa. Por ejemplo, cuenta con uno que tuitea en el momento en el que se produce un terremoto.

De hecho, muchas empresas con cuentas oficiales en Twitter han articulado chatbots capaces de identificar preguntas frecuentes y de responderlas de manera automática. Esto aligera la carga de trabajo de los empleados y los tiempos de espera de los clientes.

Telegram

Telegram ha integrado chatbots con diferentes usos. Uno de los más eficaces en lo que se refiere a chatbots y marketing de contenidos es @politibot. Al hacerte amigo suyo en Telegram te va informando de las noticias de política general en el mundo.

@Triviabot se comporta como un juego de preguntas y respuestas pero en forma de chat. También dentro de Telegram. Así, la plataforma cubre dos (y solo son pequeños ejemplos) de las necesiades de sus usuarios: información y ocio. No está mal para una aplicación que nació como mensajería pura.

Facebook

Como siempre, o como casi siempre, Facebook se perfila como el principal integrador de chatbots en su aplicación de mensajería, Facebook Messenger. Ya permite que las marcas mejoren su relación con el cliente a través de chatbots y marketing de contenidos.

¿Son realmente eficientes los chatbots?

No hace demasiado tiempo, mantener una conversación con este tipo de inteligencia artificial resultaba poco orgánico. Pero hablamos de una tecnología que se desarrolla con mucha rapidez. De ahí su grán éxito en este momento. Estructurar una estrategia de content marketing a través de chatbots y marketing de contenidos es inteligente a corto plazo. Pero sobre todo es una gran inversión a medio y largo plazo. Los ordenadores tienen una gran capacidad para procesar el lenguaje. De ahí que los avances sean realmente rápidos y por tanto útiles.

Chatbots y marketing de contenidos como fuente de ingresos

En efecto, si Facebook se ha volcado por completo en este mercado, es porque existe un gran potencial lucrativo en los chatbots y el marketing de contenidos. Comercio electrónico, publicidad y suscripciones son tres de los posibles modelos asociados a los chatbots y el marketing de contenidos. Una de las posibilidades sería poder utilizar el chatbot cmo motor de búsqueda. Esto activaría las posibilidades de introducir publicdad en dicho chatbot. Si el bot es capaz de influir en la decisión última de compra de un usuario, esto abre el camino a un nuevo sistema de afiliación o comisiones.

En cualquier caso, el maridaje de chatbots y el marketing de contenidos abre un nuevo mundo a los expertos en content marketing. Te animamos a aprender todo lo posible sobre este último en nuestro blog.

Monitoriza tu reputación online y obsérvala crecer

Monitoriza tu reputación online y obsérvala crecer

Hablamos a menudo de la presencia online como un requisito imprescindible para poder vender tus productos o servicios. Pero no cualquier tipo de presencia es positivo. Tu reputación online puede ser buena para tu negocio o puede ser desastrosa. De ti depende cómo gestionarla y, para ello, lo primero que debes hacer es conocerla.

Precauciones que debes tomar respecto a tu reputación online

Tu reputación online tiene algunos elementos en común con tu reputación en el mundo real. Y es que, una vez establecida, es difícil cambiarla. Esto es especialmente importante en internet, porque de tu reputación dependen elementos clave como el compromiso con tus usuarios y tu capacidad para atraer a tu página web tráfico de calidad. Por ello, es necesario poner en práctica algunas precauciones básicas. Estas pocas precauciones mantendrán a salvo tu reputación:

  • Cuando postees contenido en redes sociales o foros de cualquier tipo, ten mucho cuidado con él. Lo ideal es que todo lo que escribas pueda ser leído por cualquier persona. Contenido más o menos neutro y para todos los públicos es el que pudes publicar sin miedo. Si no se lo enseñarías a tu madre, es mejor que no lo publiques. Al menos que quieras que repercuta en tu negocio.
  • Aléjate de temas controvertidos o que puedan herir susceptibilidades. Vivimos en un momento en el que todo el mundo tiene una opinión y desea hacerla pública. Tú eres humano y también tienes tus opiniones formadas. Pero desde el momento en que mantienes un negocio online, lo que digas como persona afecta a ese negocio.
  • Las actitudes agresivas no suelen conllevar consecuencias positivas.
  • Abre un blog en el que puedas presentarte como quieres que te vean. Tanto a ti como a tu empresa. Tu reputación online debe versar sobre tus productos o servicios. Pues bien, un blog es el mejor canal para hablar de ellos. Es de fácil creación, fácil mantenimiento y permite la interacción con tus clientes.

¿Por qué son necesarias estas precauciones?

Habrás oído un montón de veces que lo que importa es que hablen de uno. Según este dicho popular no importaría que hablaran bien o mal. Sin emabrgo esto no vale para tu reputación online. Internet es un medio que amplifica de manera incontrolable lo que una sola persona puede decir de ti. Un tuit bien redactado, que enganche, puede llegar a miles de personas. No tendría ninguna gracia que ese tuit hablase mal de ti. Las consecuencias que se derivan de un montón de personas que comparten información negativa sobre ti pueden ser desastrosas para tu negocio.

Tu reputación online es algo que debes mantener en buen estado. Para que cuando un usuario que no te conozca llegue a ti por primera vez, no tenga ni el más mínimo motivo para no querer hacer negocios contigo. Hasta ese punto es importante tu reputación online. Si es positiva aumentará tus ventas sin que tengas muy claro cómo ha sucedido. Si es negativa, te costará mucho darle la vuelta a la tortilla.

¿Cómo saber en qué punto se encuentra tu reputación online?

Afortunadamente, Internet pone a tu disposición una gran cantidad de herramientas que te permitirán comprobar la salud de tu reputación online. Además, a medida que lleves a cabo una estrategia de marketing de contenidos, podrás observar como esa reputación varía.

Para qué te sirve saber en qué punto se encuentra tu reputación online

El feedbak es básico a la hora de desarrollar un negocio. Llamamos feedback a las opiniones de tus clientes. Tu reputación online no se nutre únicamente de lo que tú escribes en internet y las reacciones que ello suscita. Las opiniones de tus clientes sobre tus productos también forman parte de esa reputación y siempre es buena idea conocerla. Porque si resulta que tu reputación es positiva, conocer los motivos por los que lo es, te ayudará a mejorarla todavía más. Y si tienes una reputación negativa, saberlo te ayudará a tomar las medidas necesarias para corregirla.

La herramientas de las que hablaremos a continuación sirven para medir tu reputación online, pero también para comprobar la reputación de tu competencia. Y lo mejor es que la mayoría de ellas son de uso y acceso gratuitos. Así que, salvo por el tiempo que te tome aprender a usarlas, no necesitarás hacer ninguna inversión económica para conocer tu reputación online.

Herramientas de uso libre para conocer tu reputación online

Aunque, como hemos comentado, hay una gran diversidad de herramientas que sirven para esta función, nosotros hablaremos de tres. Si bien, antes de profucndizar en cada una de ellas nos gustraía anotar que el correo de Google, Gmail, te permite establecer alertas. Es decir, puedes configurar las opciones de correo para que te avise cada vez que alguien hable de ti o de tu negocio en internet. Se trata de un primer contacto básico con la reputación online, pero resulta util por lo que tiene de inmediato

1.- Reputación XL

Se trata de una herramienta online que crea un registro único en el que guarda todo lo relativo a tu reputación online. En él incorpora todo lo que se publica en prensa, redes, webs de terceros, blogs y cualquier otro lugar de la web. La herramienta te permite filtrar la información para que sea más sencillo analizar los datos.

2. Twazzup

Se trata de una herramienta específica para su uso en Tuitter. Podría parecer demsiado concreta, pero Tuitter tiene una gran cantidad de usuarios. Si tu reputación online es buena en Tuitter, probablemente lo sea a escala global. Sus usuarios la valoran muy positivamente. Es de uso sencillo y te permite ver todas las interacciones relacionadas contigo en un momento determinado.

3. Social Mention

Si lo usas con el nombre de tu marca, por ejemplo, verás junto a qué otras palabras se menciona ese nombre. Así verás qué buscan en realidad las personas que buscan tu negocio o tus servicios.

Con el uso de cualquier de estas tres herramientas sabrás en qué estado se encuentra tu reputación online y podrás empezar una estrategia de marketing de contenidos orientada a mejorarla. Desde Contenidos Click te animamos a usarlas y a comentar con nosotros tus progresos. Para eso está nuestra zona de comentarios.

 

 

¿Cómo tener un buen embudo de ventas? | Contenidos Click

tener un buen embudo de ventas

Hablamos a menudo de lo que el marketing de contenidos puede hacer por ti. Solemos referirnos al hecho de atraer tráfico a tu web y posicionarla en los primeros puestos de buscadores. Pero ¿cómo conseguir que esas visitas se conviertan en beneficio tangible. La respuesta es tener un buen embudo de ventas.

¿Qué es un embudo de ventas?

Se llama embudo de ventas o embudo de conversión al camino que realiza una persona desde que te conoce en la web hasta que finalmente realiza una compra en tu sitio. De esta definición, corta, pero muy gráfica, se deducen algunas cuestiones de gran importancia.

  1. Todas las páginas de venta tienen un embudo de ventas al que podemos llamar «natural». Incluso si no se ha trabajado sobre él, el hecho es que, pocos o muchos, los clientes llegan a la página y realizan una compra. Como ese proceso tiene lugar no nos queda más que admitir que el embudo de ventas existe.
  2. La mayor parte de las páginas web de venta o sitios de e-commerce no conocen los beneficios de tener un buen embudo de ventas. Dejan que los clientes potenciales lleguen hasta ellos y no controlan el modo en el que esos clientes pueden pasar de potenciales a reales. Solo los dejan investigar la página y marcharse. Algunos ni siquiera llegan a la página de los productos.
  3. La inexistencia de un buen embudo de ventas hace que la inversión en marketing de contenidos y en posicionamiento pierda sentido. Si atraes a los usuarios hasta tu web y luego les dejas escapar es como si nunca hubieran llegado en realidad.

Suena un poco drástico hablar de dirigir al cliente o permitir que escape. Sin emabargo, cualquier experto en ventas (online o físicas) sabe que conseguir una venta es un juego de persuasión y manipulación. Solo tienes que estar seguro de que tu producto o servicio será beneficioso para tus clientes. Si eso es así, que no te preocupe usar todos los trucos a tu alcance para realizar tus ventas.

¿Cómo me puede ayudar tener un buen embudo de ventas a mejorar mis beneficios?

Diseñar y tener un buen embudo de ventas hará que un porcentaje mayor de las visitas a tu web se conviertan en ventas. Es decir, te ayudará a conseguir lo que persiguen todos los negocios del mundo: obtener un beneficio mayor.

La manera de conseguirlo es una, aunque puede dividirse en modalidades que llegarán hasta el mismo objetivo. Una vez que un usuario llegue a tu página web, debes tener preparado un sistema que le conduzca hasta tu página de compra. Eso sí, conducirle no quiere decir engañarle ni obligarle. Se supone que, antes de montar tu negocios, te has asegurado de cuál sería tu público. Además, habrás hecho los deberes y tu estrategia de marketing será correcta. Eso quiere decir que tus usuarios serán personas a las que les interesa tu producto o servicio. No han llegado hasta ti por error. Asumimos por tanto que están dispuestos a comprar. Sólo tienes que empujarles en la dirección correcta.

Existen varias herramientas para ayudar a que esa venta se produzca. Recuerda, no hablamos de una venta inmediata. Al menos no necesariamente

Cómo optimizar el viaje del cliente

Describiremos las fases de este viaje y las herramientas de que dispones para hacerlo más llevadero. Es decir, te enseñaremos las baldosas amarillas con las que asfaltar tu embudo de ventas. Cuantas mas fases atraviese tu cliente, más cerca estará del final del embudo: la compra efectiva y la creación de nuevos adeptos.

1.- El descubrimiento: primera fase

Una buena etsrategia de marketing de contenidos te hará visible para aquellos que buscan tus productos o servicios. Ya hemos hablado de ello en muchas ocasiones, así que nos centraremos en el resto de fases.

2.- La interacción: segunda fase

Una vez el cliente llega a tu página, interacciona con ella. Esto no quiere decir que te mande un correo, no. Leerá tus contenidos. En primer lugar el que le ha llevado hasta ahí. Y, si ese es bueno, seguirá buscando información sobre ti o sobre otro tema de su interés. Debes explicarle por qué tu marca es mejor que otras, debes facilitarle la comparación con otras marcas y ser absolutamente transparente. Un contenido con esas características debe existir ya en tu web. El embudo solo hará que el cliente encuentre los artículos que le harán seguir en tu páginas.

3.- La suscripción: tercera fase

En algún momento mientras hace esto, debes poder acceder a su correo electrónico para poder añadirlo a tu newsletter. Este paso es crucial. En muchas ocasiones los clientes no realizan una compra de manera inmediata. Pero si lo que ofreces les ha interesado lo suficiente, querrán saber más de ti. Asegúrate de poder mantenerte en contacto con ellos. Solo así podrás hacer que vuelvan.

Lo ideal es coronar esta fase del proceso con un buen sistema de respondedores automáticos, para enviar un mail más personal al cliente y mantenerse así presente en su cabeza. Esto hace que la siguiente fase sea más sencilla y más rápida de llevar a cabo.

4.- La conversión: cuarta fase

Si has hecho bien todo lo anterior, habrás despertado la curiosidad del cliente por tus productos y es muy probable que la venta se realice. Pero no te engañes. Aunque tu beneficio ya está en tu bolsillo, en realidad el viaje del cliente llega un poco más allá.

5.- Fidelización

Sigue el trayecto del pedido y asegúrate de que, cuando llegue, sea perfecto. Así, cuando le pidas a tu cliente que lo valore, no temerás una opinión negativa. Recuerda que necesitas esas opiniones de clientes reales. Tener un buen embudo de ventas aumenta tus ventas directas y también las indirectas. Las ventas indirectas son las derivadas de comentarios positivos. Unos comentarios que existen porque el embudo de ventas funcionó.

En contenidos click nos fascina el modo en el que el marketing de contenidos y las estrategias como tener un embudo de ventas y planificar un buen «viaje del cliente» disparan las ventas de nuestros clientes. Si quieres ver hasta qué punto nos emociona nuestro trabajo, ponte en contacto con nosotros.